Follow by Email

viernes, 16 de marzo de 2012

Una pistola que deja muda a la gente.



¿Alguna vez pensaste en dejar muda a una persona que con su incontinencia verbal te ha taladrado el cerebro? Ahora es posible gracias a un increíble invento: una pistola que deja muda a la gente.
Se trata de la “Speech Jammer” o el “bloqueador de discursos”, un invento de los japoneses Koji Tsukada y Kazutaka Kurihara, cuya idea es realmente muy simple.
Para poder hablar correctamente, una persona necesita escuchar lo que dice, de modo que logre coordinar su discurso a medida que lo emite. Entre una cosa y otra transcurre un tiempo que está perfectamente sincronizado.
Pero ahora bien, si ese lapso se modifica con tan solo una fracción de segundos, la persona instantáneamente deja de hablar al encontrarse desorientada.
La Speech Jammer genera que alguien escuche sus propias palabras con 0,2 segundos de retraso.
¿Cómo es posible?
La máquina adjunta un micrófono direccional y un altavoz en una caja que también contiene un puntero láser y un sensor de distancia y, por supuesto, un ordenador para calcular el tiempo de retardo basado en la distancia desde el altavoz.
Para que funcione, la persona que utiliza el arma la apunta a la que habla, con el puntero láser como guía y, a continuación, aprieta el gatillo. Funciona para distancias de hasta unos treinta metros. Por supuesto, la máquina no provoca ningún tipo de malestar físico y el afectado recupera el habla de inmediato.

No hay comentarios:

Publicar un comentario